El antecedente que preocupa a River: perdió 9 de los últimos 12 partidos en la altura