El color de las eliminatorias