Pizarrón y pases cortos. El día que Bianchi se salvó del descenso con línea de 3