El infierno de André Gomes: el volante de Barcelona siente vergüenza y tiene miedo de salir de su casa