El regreso de Rafaela, envuelto en temores

La disputa por el poder en la barra brava de Racing hizo temer enfrentamientos en la ruta; la pelea se agudiza
(0)
26 de abril de 2004  

La pelea por el poder en la barra brava de Racing no se detiene. Horas de tensión se vivieron anteanoche en el regreso de Rafaela de los hinchas de Racing. El gran temor de la policía era que los hinchas se encontraran en la ruta y se desencadenara un enfrentamiento.

El conflicto se potenció porque la Banda del Morro, que abandonó la ciudad con custodia policial, cuando aún no había culminado el match entre Racing y Atlético, podía esperar, en algún tramo de la ruta, a los integrantes de la Guardia Imperial, que cuando finalizó el partido se retiraron del estadio en un ómnibus, tres automóviles y tres camionetas.

La policía intentó tomar todos los recaudos y finalmente se supo que no se produjeron cruces entre ambas fracciones.

Además de la disputa por el poder, se conoció que otras de la diferencias entre la Guardia Imperial y la Banda del Morro es por cuestiones de dinero. Este último grupo, que sería liderado por Héctor Heredia, alias Jaimito, se asegura que no está compuesto por hinchas de Racing y se estaría quedando con parte de los 3000 pesos que recaudaría la barra en cada partido que la Academia juega como local. La lucha podría continuar en el match con Chicago, el viernes próximo, en Avellaneda.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.