Your browser does not support javascript

Independiente mereció el triunfo, pero falló porque juega con temor a fracasar