La insólita suspensión de un partido en México por una gigantesca pantalla