Los equipos mexicanos confirmaron su renuncia a disputar la Copa Libertadores 2017