Higuaín, Palacio y Messi se perdieron tres goles increíbles, que la Argentina terminó lamentando mucho

El seleccionado perdió con Alemania 1 a 0, pero tuvo chances claras
(0)
13 de julio de 2014  • 19:15

La mayor virtud de la Argentina era el ataque. Los cuatro fantásticos. Pipita Higuaín , el Kun Agüero , Angel Di María y Lionel Messi . En ellos residía buena parte de las esperanzas argentinas. Sin embargo, partido tras partido, el equipo de Alejandro Sabella se fue fortaleciendo en defensa. Tanto es así, que desde los partidos de cuartos de final en adelante, fue su punto más alto.Hoy, nuevamente, la Argentina neutralizó el "jogo bonito" germano, y tuvo chances para definir el encuentro en los 90 minutos. Sin embargo, curiosamente, en lo que era lo mejor del seleccionado, falló.

Iban apenas 21 minutos del primer tiempo y Schweinsteiger cabeceó hacia su arquero, pero sin advertir que el Pipita Higuaín corría solo hacia el área. Un regalo insólito que el goleador no pudo capitalizar. Pipita definió cruzado a la izquierda, pero la pelota se fue ancha.

Video

También le anularon un gol

Minutos más tarde, Lavezzi desbordó por la derecha luego de un gran pase de Messi y le tiró el centro a Higuaín, que la empujó al fondo de la red. Lo gritamos todos, pero no. Estaba adelantado. Bien por el árbitro.

Video

La chance de Leo

En el comienzo del segundo tiempo, Lionel Messi estuvo muy cerca de hacer el primer gol del partido. Miralo:

Video

En el alargue, Palacio se perdió un gol increíble también

Video

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.