Cambios en los tradicionales torneos estivales. Nuevas sedes, otro invitado y un complicado calendario