Preocupación en Barcelona por las declaraciones de Lionel Messi