Racing sube su estima con un guiño de verano