Racing va por su sueño más preciado: ser campeón

A las 17.10 enfrentará a Banfield, en Huracán; si gana y River no vence a Lanús, se consagrará con dos fechas de anticipación
(0)
9 de diciembre de 2001  

No sólo está cerca, sino que la impresión generalizada es que es imposible que se le escape ese título local que persigue como una obsesión desde hace 35 años. Esta sensación no es poco para un club que durante más de tres décadas cargó con premoniciones maléficas y con infortunios varios. Pero este Racing humilde y batallador dentro de la cancha está encaminado para desterrar ciclos de derrotismo, de pesimismo, de "no se puede".

Hoy podrá cruzar esa frontera inaccesible, ese límite imposible durante tantas temporadas. Claro que esta tarde no dependerá de sí mismo para dar la vuelta olímpica, si bien la Academia amasó una campaña en la que se puso a buen resguardo de sorpresas desagradables. A las 17.10, en Huracán, visitará a Banfield, por la antepenúltima fecha del Apertura. En caso de que triunfe y River no supere a Lanús, Racing celebrará por anticipado. De lo contrario, le quedarán por delante dos fechas para defender su ventaja de cómodo líder. En la próxima jornada, Racing recibirá a Lanús, mientras que su escolta se medirá con Argentinos.

El estado de gran expectativa de la gente de Racing se sustenta en buena medida porque hace una semana impidió que River se le acercase. Incluso, haciendo una proyección, ese 1-1 en Avellaneda tuvo un efecto dispar sobre el ánimo de cada uno: Racing se siente exultante y su rival carga con el pesar del que dejó pasar la última gran oportunidad.

Más allá de la euforia del público, que esta tarde le dará un marco impresionante al estadio de Parque de los Patricios, Reinaldo Merlo y sus jugadores trataron de mantener la calma, concentrándose en el objetivo y sin dispersarse en festejos anticipados.

En cuanto al equipo, reaparecerá José Chatruc, tras la suspensión, en lugar del inhabilitado Gustavo Barros Schelotto; Leonardo Torres - no es titular desde la 7a fecha, ante Huracán, cuando fue reemplazado por bajo rendimiento- entrará por Arano, con lo cual se retrasará el colombiano Bedoya, autor del golazo de la igualdad frente a River.

Banfield viene de obtener un importante triunfo ante Boca, en la Bombonera, que extendió el buen momento que había inaugurado una semana antes al superar a Chicago. Todos puntos indispensables para escapar de la amenaza del descenso -está último en la tabla de promedios-, prioridad que ya dejó en el camino al director técnico del ascenso, Ramón Ponce. Para hoy, el entrenador uruguayo Luis Garisto dipuso dos cambios: Fonseca por Adrián González y Daniel Giménez por Santiago Rodríguez.

Uno de los mayores déficit de Banfield está en la ofensiva, como lo demuestra su condición de equipo con menos goles a favor.

La gente de Racing llega con toda su carga positiva, de la que distraerá un poco de atención para saber las noticias del Monumental. Será la manera de empezar a entrar en la historia.

Sólo quedan 1833 plateas

Agotadas las 18.500 populares y las 3300 plateas del sector Miravé, los hinchas de Racing solamente tienen disponibles 1833 plateas del sector Alcorta, que cuestan 55 pesos. Estas localidades se expenderán hoy en un puesto ubicado a pocas cuadras del estadio de Huracán, aunque los organizadores no supieron precisar su ubicación. Se llevan recaudados $ 460.799.

El público local ingresará por las calles Alcorta, Miravé y Luna. Y los hinchas visitantes lo harán por Alcorta y Colonia.

  • Aclaración. Blanquiceleste SA, la empresa gerenciadora del fútbol académico, informó que si hoy se dan los resultados que permitan a Racing ganar el Apertura, "las puertas del estadio de Avellaneda no se abrirán".
  • ADEMÁS

    MÁS LEÍDAS DE Deportes

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.