Ramón, firma retrasada

Rechazaron al espía que pidió el DT
Rechazaron al espía que pidió el DT
(0)
31 de agosto de 2001  

La firma del contrato de Ramón Díaz con River sigue siendo una cuenta pendiente. Anoche, en la reunión de la comisión directiva, no hubo quórum para aprobar o no la reconsideración de los montos que percibirá el entrenador riojano (pidió que se le aumenten cuatro veces los premios en caso de ganar el superclásico) durante el año que durará el vínculo.

En un principio se especulaba con que la rúbrica del contrato se haría hoy, pero anoche un alto dirigente confirmó que los directivos le pedirán por tercera vez consecutiva a la AFA un permiso especial para que el Pelado salga a la cancha a dirigir al equipo contra Estudiantes.

Más allá de la ausencia de dirigentes en la reunión de ayer, está confirmado el rechazo de la comisión directiva a la contratación de un espía , tal como había solicitado Ramón Díaz en las últimas semanas. El técnico les había pedido a Rodolfo Cuiña y Ernesto Homsani, los dirigentes que se encargaron de negociar todo con Ramón desde su llegada, que Eduardo Montecello (ex jugador de Racing) se incorpore al cuerpo técnico como observador de los futuros rivales. Sí, en cambio, quedaron aprobadas las contrataciones de Alfredo Rossini (masajista) y Sergio Faccone (ayudante del kinesiólogo Norman Deonisio).

  • Día feliz. Pese a las malas noticias, ayer Ramón Díaz tuvo un día feliz: por segunda vez en su carrera, el riojano dirigió en un entrenamiento a su hijo Emiliano, de 18 años, volante de la reserva, que participó en la práctica de fútbol.
  • MÁS LEÍDAS DE Deportes

    Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.