River sintió el cansancio, pero empató gracias a Teo