Se siente, el clásico está presente

Por más que Banfield puso en aprietos a River, los hinchas millonarios, ya en el entretiempo, empezaron a palpitar el superclásico ante Boca
(0)
25 de mayo de 2003  

El primer tiempo entre River y Banfield había terminado. Los muchachos de Pellegrini no sólo no jugaban bien, sino que la victoria estaba lejos de ser algo seguro. Para los hinchas, sin embargo, la ansiedad fue más fuerte que el presente. Despidieron a Banfield, pasaron de largo a América de Cali y anticiparon el superclásico ante Boca del próximo domingo con un canto que bajó desde la popular: "...Que el domingo cueste lo que cueste / el domingo tenemos que ganar".

Los jugadores millonarios, mientras enfilaban hacia el vestuario, no saludaron, pero recibieron el mensaje. Y no se sorprendieron, claro está. Lo dijo Martín Demichelis, que ayer terminó como capitán del equipo tras la salida de Fernando Cavenaghi: "La gente siempre le quiere ganar a Boca, faltando una semana, faltando dos meses, cuando sea. Pero nosotros somos conscientes de que tenemos un partido más que clave para pasar a las semifinales de la Copa Libertadores".

El segundo tiempo trajo el segundo tanto del equipo de Núñez, pero también el descuento de Banfield, que apenas alcanzó para generar un rato de silencio. Los minutos transcurrieron y todo volvió a su lugar : la gente no paraba de recordar a Boca.

River empezó a vivir ayer una etapa clave para el futuro. El plantel y el cuerpo técnico son conscientes de que todo lo que hicieron hasta ahora, por bueno que haya sido, quedará en el olvido si los resultados ante América de Cali, pasado mañana, por la Copa Libertadores, y Boca, el fin de semana próximo, no lo dejan en posiciones favorables.

Y, a diferencia de Boca, River carga con algunos puntos que, a priori, hacen que estos días se afronten de manera más especial aún. Por lo pronto, ya superó la prueba previa al clásico por el Clausura, ante Banfield, o sea que llega entonado y a sólo una unidad de la punta, que, de todas maneras, está en manos de Boca.

Pasado mañana tendrá que definir el pase a las semifinales de la Libertadores como visitante, mientras que Boca lo hará en su cancha. Y el próximo domingo, cuando se dispute el superclásico en la Bombonera, el equipo millonario volverá a enfrentarse con un viejo enemigo: la famosa paternidad del conjunto de la Ribera.

Pero, así como estas pequeñas cosas marcan un riesgo, quizás, mayor que el de Boca, también provocaron un efecto positivo: una bajada de línea desde el cuerpo técnico hacia el plantel en función de poner todo y más en estas horas. Y una de las decisiones clave es la determinación de ir paso por paso.

En River están convencidos, pero eligen el silencio. Saben que mucho (o todo) se juega esta semana.

Conformidad por el rendimiento

En el vestuario de Banfield todos estaban conformes con la actuación, pero al mismo tiempo decepcionados con el resultado final. El técnico, Luis Garisto, aseguró: "Estoy muy conforme con el trabajo que hizo mi equipo. Lo más justo hubiera sido un empate, pero así es el fútbol. Banfield administró muy bien el juego, tuvo el control del partido y de la pelota".

De las situaciones para concretar que tuvo su equipo, el entrenador banfileño afirmó : "River convirtió en gol las posibilidades que tuvo. Nosotros no pudimos concretar las nuestras y los palos también juegan".

Apuntes

El viaje a Colombia

Hoy a las 14, en vuelo chárter, River viajará a Cali, Colombia, donde pasado mañana jugará frente a América por el partido desquite de los cuartos de final de la Libertadores. La delegación estará compuesta por 20 jugadores. El regreso está previsto para después del partido.

Bilos se desgarró

El delantero de Banfield Daniel Bilos sufrió un desgarro en el isquiotibial izquierdo. El atacante fue reemplazado por Andrés San Martín, a los 47 minutos del segundo tiempo. Ahora se estima que deberá permanecer inactivo por cuatro semanas.

Ayala y el interés rojo

El futuro técnico de Independiente, Oscar Ruggeri, habló telefónicamente con el defensor de River Celso Ayala para conocer su situación en el club de Núñez. Además, Ruggeri también está interesado en el delantero Nelson Cuevas.

El lamento de Colautti

"Tuvimos muchas ocasiones para convertir, y además estrellamos dos pelotas en los postes. Nos vamos conformes, pero lo justo era un empate", sostuvo el delantero de Banfield Roberto Colautti.

El 102° aniversario

Hoy, River cumple 102 años. Antes del partido, las distintas disciplinas del club de Núñez y la reserva, que no jugó el cotejo preliminar para preservar la cancha, desfilaron en la pista de atletismo. Y durante el entretiempo hubo fuegos artificiales.

Refuerzos y ventas

En Banfield se dice que podrían llegar el defensor de River Ricardo Rojas, Diego Cocca, Josemir Lujambio y Cristian Leiva, mientras que Walter Jiménez podría ir a Independiente.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.