Sin fuego, se quedó en cenizas

Cristiano Ronaldo se despidió de Brasil 2014, un Mundial que lo esperaba como una de las estrellas prometidas, pero decepcionó; en el partido final, hizo un gol en el 2-1 ante Ghana; pese al triunfo, no le alcanzó para avanzar
(0)
27 de junio de 2014  

BRASILIA (Especial).– Fue un jueves de despedidas importantes en este Mundial de las sorpresas. Ya le habían tocado irse a grandes selecciones como Italia e Inglaterra. Ahora, por distintos motivos, fue la jornada del adiós de dos estrellas. El día comenzó con la sanción al uruguayo Luis Suárez y continuó con un golpe todavía mayor: la eliminación del último Balón de Oro de la FIFA. La victoria de Portugal por 2-1 ante Ghana no alcanzó, y los lusos debieron dejar el Mundial. Sí, Cristiano Ronaldo eliminado del certamen tras tres partidos en los que mostró demasiado poco de su calidad personal.

"Dimos lo mejor de nosotros. Sabíamos que era una tarea complicada pero, lo que queda al final es que era posible, debido a las oportunidades que creamos durante el juego. Nos hizo falta un poco más pero salimos con la cabeza erguida. Tratamos de hacer lo mejor, pero no lo conseguimos", dijo el jugador de Real Madrid en la conferencia de prensa después del partido en el que hizo el tanto de la victoria, su único gol en el torneo. Antes de este cotejo, Cristiano había jugado definitivamente mal en la caída ante Alemania por 4-0 y sólo dio un pase de gol en el empate 2-2 ante EE.UU.

"Intentamos ganar y lo hicimos, creamos muchas oportunidades, pero dependíamos de Alemania y teníamos que marcar tres goles. Era complicado, pero fue posible por las ocasiones que creamos. Merecíamos más, pero hicimos lo que pudimos y no lo logramos", dijo Cristiano. Premiado como el mejor jugador del partido, la estrella de Real Madrid agarró el trofeo, pronunció su sentencia y, sin admitir preguntas de los periodistas internacionales ávidos por escucharlo, abandonó la sala de prensa del estadio Nacional de Brasilia. Lo hizo con el rostro serio y una renquera evidente que lo complicó durante todo el partido.

El técnico Paulo Bento cargó con toda la culpa. "La responsabilidad por fallar en nuestros objetivos es mía. Los jugadores intentaron hacer lo que les competía y les fue pedido. Lo dieron todo, pero no siempre se logró de la mejor manera posible. No es justo individualizar esas cuestiones. Tuvimos un conjunto de errores en estos tres partidos", declaró. "Jamás pondría la responsabilidad sobre un jugador", agregó al ser preguntado sobre la floja actuación de Cristiano Ronaldo.

Bento admitió que la goleada por 4-0 sufrida frente a Alemania en el primer partido del Mundial fue un golpe durísimo para su equipo, que no logró superarlo. "Nuestro primer error fue el primer partido. Fue un impacto en términos anímicos", indicó el DT.

Portugal se despidió del Mundial con un partido que tuvo alternativas cambiantes y situaciones de riesgo en los dos arcos. Los europeos fue ron los que más méritos hicieron para quedarse con la victoria, aunque no tanto como para conseguir la goleada que necesitaba. Cuando promediaba la media hora (31m), Miguel Veloso subió por izquierda y tiró mal el centro, pero el defensor Boye, en un muy desafortunado despeje, clavó el balón en el ángulo izquierdo de su propio arco y puso el 1-0 para Portugal.

En el segundo tiempo, Ghana tuvo premio a su insistencia y, a los 11m, Gyan clavó un cabezazo imposible para el esfuerzo de Beto y se transformó en el jugador africano con más goles en mundiales (6 contra 5 de Roger Milla, de Camerún). La defensa lusa comenzó a hacer agua por todas partes y Ghana se animó, sobre todo tras saber que Alemania vencía a Estados Unidos y sus posibilidades de clasificación estaban más cerca, pero un error de Dauda lo dejó con las manos vacías. El arquero africano, que hasta ese momento le había tapado cinco mano a mano al último Balón de Oro FIFA, despejó mal una pelota y se la sirvió a los pies a Cristiano, que lo fusiló desde el borde del área chica para poner el 2-1, que no festejó pese a que con ese tanto se convirtió en el primer jugador portugués en marcar en tres mundiales consecutivos, pues había hecho un gol en Alemania 2006 y otro en Sudáfrica 2010.

Con 29 años, Cristiano tenía la edad justa para confiar en que este sea su Mundial. En Rusia 2018, con 33, seguramente no estará en las mismas condiciones físicas y con el envión anímico que implicaba venir de ganar la Liga de Campeones pocas semanas atrás.

Joao Moutinho, mediocampista del Mónaco francés, dejó el mejor resumen de su selección: "Portugal tenía equipo para llegar más lejos". Era uno de los candidatos y jugó muy por debajo de sus posibilidades. En esta historia de decepciones escritas en Brasil 2014, la de los portugueses será recordada como una de las mayores. Y, por supuesto, Cristiano Ronaldo en el podio de la decepciones individuales. Se esperaba mucho de él y dio demasiado poco.

Escándalo en Ghana antes del partido: dos jugadores echados

BRASILIA (Especial).– Antes del partido frente a Portugal, Ghana vivió un escándalo interno. Los mediocampistas Kevin-Prince Boateng y Sulley Muntari fueron suspendidos del plantel después de que se enfrentaran con el DT Kwesi Appiah y con un dirigente de la federación del país africano. La Asociación de Fútbol de Ghana (GFA), que el miércoles dijo que había resuelto una disputa sobre honorarios, confirmó un día después la decisión poco antes de jugar con Portugal. Boateng fue sancionado después de "insultos dirigidos al DT Kwesi Appiah durante una sesión de entrenamiento del equipo en Maceio esta semana", dijo la GFA. La suspensión de Muntari, en tanto, fue dictada "a raíz de su ataque físico no provocado contra un miembro del comité ejecutivo de la GFA el martes pasado".

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.