Copa Sudamericana. Tigre se regaló una goleada 4-0 para dejar atrás la mala racha