Carrizo acordó un contrato por cinco temporadas con Lazio. Todavía no se marchó y ya lo empiezan a extrañar