Un trofeo codiciado: el Balón de Oro

La prensa elige al mejor jugador del Mundial
(0)
28 de junio de 2002  

YOKOHAMA, Japón (De un enviado especial).– En otra muestra de que las individualidades más destacadas del Mundial pertenecen a Brasil, ayer se conoció la lista de los diez nominados que pugnarán por el Balón de Oro de Adidas, que a su vez es el trofeo al mejor jugador del Mundial que concede la FIFA, y en la cual figuran cuatro integrantes del equipo de Luiz Felipe Scolari. El otro finalista, Alemania, tiene dos representantes.

La Comisión de Estudios Técnicos de la FIFA se encargó de la elección, que ayer fue anunciada por los últimos tres técnicos campeones del mundo: Aimé Jacquet (Francia), Carlos Alberto Parreira (Brasil) y Franz Beckenbauer (Alemania).

Los seleccionados por el organismo que rige el fútbol mundial son el arquero Oliver Kahn (Alemania); los defensores Roberto Carlos (Brasil), Hong Myung Bo (Corea del Sur) y Fernando Hierro (España). Entre los mejores volantes del torneo figuran Hasan Sas (Turquía), Michael Ballack (Alemania) y Rivaldo (Brasil), mientras que entre los delanteros los candidatos son El Hadji Diouf (Senegal), Ronaldo y Ronaldinho (Brasil).

El ganador de este grupo surgirá por el voto de la prensa; también se otorgará el Balón de Plata y el de Bronce de acuerdo con las preferencias de los periodistas.

Queda por saber si el sistema de elección tendrá una modificación necesaria, ya que en la Copa del Mundo disputada en Francia, en 1998, la prensa debió emitir su sufragio antes de la final, que tiene un peso fundamental para decidir la preferencia.

Aquella vez fue consagrado el astro brasileño, Ronaldo, que resultó una sombra en la definición, pues no estuvo a la altura de las circunstancias, acaso superado por el acontecimiento.

El trofeo, que llevará grabado el nombre del triunfador, quedará en exhibición en la Casa de la FIFA, en Zurich.

Seguramente, ésta será otra definición que el mundo del fútbol desea conocer. Y dejará espacio para la controversia, porque el torneo no regaló una figura indiscutida.

ADEMÁS
Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Usa gratis la aplicación de LA NACION, ¿Querés descargala?