En Perth. Grillo se aseguró la tarjeta