Kenya rugió en el Mundial

Sus atletas ganaron siete medallas doradas en el torneo junior; Estados Unidos decepcionó
(0)
23 de octubre de 2000  

SANTIAGO,Chile.- Y al final aprendimos el himno de Kenya.Fue entonado siete veces, una por cada medalla dorada que ganaron sus atletas en el VIII Campeonato Mundial Junior que finalizó ayer, en el Estadio Nacional.

Kenya también ganó cuatro de plata y tres de bronce, 14 en total. China, que en Annecy, Francia, triunfó con 7-6-3 (16), quedó relegada a la 10» posición. Rusia y Sudáfrica siguieron a los kenianos con cuatro doradas cada uno. Pero lo llamativo fue que los norteamericanos (sextos en Francia) cerraron la lista del medallero, compartiendo el 32º lugar, con un bronce, lo máximo que le pudieron dar 22 atletas, muchos de ellos fuera de forma.

La Argentina fue un símbolo. Lo mejor fue una 8» posición, equivalente a un punto, en el lanzamiento del martillo, a través del santafecino Lucas Andino.

En conjunto, la nota la dieron Gran Bretaña e Irlanda del Norte en las postas, al ganar dos de las cuatro realizadas. En la 4 x 100 varones marcaron 39s5/100, con remate de Mark Lewis-Francis (oro en 100m con 10s12/100) y récord de campeonatos, y la 4 x 400 femenina (3m33s82/100), mejor registro mundial de la temporada.

Alemania, en mujeres, también hizo lo mismo para ganar en la 4 por 100 (43s91/100), al igual que Jamaica, vencedora en los relevos de 4 por 400 varones (3m6s6/100). Fue un show de la velocidad de pista en la armonía de los relevos.

En estos campeonatos existe también un sistema de puntaje, de 8 a 1 puntos para cada competidor, de acuerdo con el orden, y en relevos, puntaje doble. Con este sistema, Alemania fue 1º, con 115 puntos, seguido por Rusia (114) y Kenya (110).

La jornada. Además de los relevos, las otras finales también fueron interesantes, aunque en menor nivel. En garrocha ganó el ruso Aleksey Khanafin sobre el ucranio Oleksandr Korchmyd por menor cantidad de nulos. El salto en largo en varones tuvo gran paridad: entre el ganador, el chino Peng Cai (7,88m en el primer intento) y el sexto sólo hubo 23cm de diferencia, algo más que la palma de una mano.

En jabalina prevaleció el sudafricano Gerhardus Pienaar, con 78,11m hechos en el tercer tiro. En los 1500m, el keniano Cornelius Chirchir dio una lección de estrategia y venció con 3m38s80/100. Tiene la mejor marca de este año con 3m35s16/100 y la tercera de todos los tiempos con 3m33s24/100. Finalmente, en mujeres, los 3000m, ¿quién podía ganar sino la keniana Beatriz Jepchumba? Con esta merca, quedó 8» en la temporada.

El acto de clausura, ante unos 15.000 espectadores, fue simple, como el inaugural. En el final, el presidente de la FederaciónInternacional, el senegalés Lamine Diack, puso la bandera de la entidad en manos de la directora de deportes de Jamaica, Patricia Simpson, repitiendo: "Nos vemos en Kingston 2002". Fue un buen mundial juvenil. Solamente faltó, como en Sydney, un récord mundial.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.