La FIFA indemnizaría a la federación inglesa