La mente sigue en el clásico

Boca tenía una chance para acercarse a River en el certamen doméstico, pero con un equipo alternativo empató 1-1 con Arsenal; su cabeza está enfocada en la serie semifinal de la Sudamericana que comenzará el jueves próximo
Juan Manuel Raimundo
(0)
17 de noviembre de 2014  

El torneo le abrió una pequeña puerta a Boca, pero no puede detenerse en esas cuestiones. Lo que tiene por delante lo desvela, no quiere gastar energías donde sus esperanzas eran muy débiles hasta antes de comenzar esta fecha. Y si bien algún que otro hincha se pudo haber ilusionado por el empate de River, la noche le mostró que ese no es el principal objetivo. Al final del día, el empate ante Arsenal no le sentó mal. Su única misión es la Copa Sudamericana, no sólo por lo que implica el certamen internacional, sino porque el conjunto millonario aparece como el rival al que puede sacar del camino.

Los protagonistas se expresan desde las acciones. Los nombres que eligió Rodolfo Arruabarrena para jugar en Sarandí explican la situación, le dan un orden a las metas de Boca. Nada está por delante de la semifinal ante el conjunto de Marcelo Gallardo. Una formación completamente alternativa, con futbolistas que van sumando rodaje, como Cubas, que continúa demostrando que tiene las condiciones para ocuparse del medio campo de Boca. Incluso, el chico Franco Cristaldo tuvo su bautismo anoche. Pero también Carrizo, Castellani y Gigliotti formaron parte de este equipo de recambio y se encargaron de comunicarle al DT que están disponibles para la cita que más los ocupa: el partido del próximo jueves ante River, en la Bombonera.

Arsenal, aún cuando conocía la realidad de su rival, ofreció demasiado poco en la primera etapa. No pudo imponer sus condiciones y quitarle el dominio al equipo de la Ribera, que tuvo algunas oportunidades en los pies de Gigliotti: un tiro suyo se estrelló en el travesaño. Pero el conjunto de Martín Palermo suele tener siempre una herramienta para complicar; Sebastián Palacios fue una molestia para el sector izquierdo de la defensa de Boca.

En la segunda etapa, Arruabarrena demostró definitivamente que su atención está en otro lado. Que el certamen doméstico es una competencia en la que debe cumplir. Apenas eso. El cambio al regreso del descanso, Guillermo Burdisso en lugar de Daniel Díaz (anoche volvió a jugar después de casi un mes y medio), fue un mensaje inconfundible. Va a cuidar a Cata para los duelos con River.

Pero más allá de la cautela en el cuidado de algún jugador, la actitud de Boca no se modificó.

Sí se advirtió que los desacoples defensivos aparecieron, porque el tanto de Arsenal llegó tras una desinteligencia que permitió que Aleman apareciese sólo en el centro del área para quemar el arco de Orion. Le dolió al conjunto xeneize el golpe. Se sintió confundido cuando el dueño de casa se puso en ventaja sin haber hecho demasiado. Por eso con más empuje que buen juego trató de salir rápido del estado de shock. Y consiguió quitarse la angustia gracias al oportunismo de Mariano Echeverría que marcó el empate.

Luego el juego se diluyó entre las limitaciones de los dos y los intereses particulares. Para Arsenal el punto no resultaba un mal negocio y para Boca, que podía ponerse a cuatro puntos de River con una victoria, no perder era una buena opción. Es que para los xeneizes sólo cuenta mantener el alma sin daños y con la confianza intacta para el gran objetivo.

El pedido

De Palermo a Angelici

El juvenil Sebastián Palacios, que está a préstamo en Arsenal, pertenece a Boca y anoche no iba a jugar. Sin embargo, Martín Palermo se comunicó con Daniel Angelici y le pidió que le permitiese utilizar al juvenil, ya que lo necesitaba.

Renovación

Erbes en la mira

La renovación del contrato de Cristian Erbes estaba encaminada y en los próximo días iba a ser acordada, sin embargo, el representante del futbolista, Gustavo Lombilla, habría pedido más dinero y se postergó la firma.

Molestos

La situación de Suárez

Los dirigentes de Boca están molesto con el padre de Leonardo Suárez, ya que no quiere renovar su vínculo con el club (se vence en junio de 2015) porque tendría un acuerdo con Valencia.

Soldados para el primer clásico

Si bien Arruabarrena no confirmó el equipo para medirse con River, el Vasco podría elegir a los jugadores que cuidó en el juego de anoche: Marín, Pérez, Forlín, Colazo, Erbes, Meli, Gago, Fuenzalida, Chavez y Calleri. A estos se podrían sumar Martínez y Díaz.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.