La Copa de Africa. Las dudas que dejó Costa de Marfil