Las primeras medidas de los dirigentes

(0)
21 de marzo de 2000  

Los jugadores del seleccionado aún esperan, pero los dirigentes ya pusieron manos a la obra. Los Pumas están en la puerta de un nuevo ciclo, el cual aún no tiene demasiadas pautas. Esta noche, a las 19.30, el Consejo Directivo a la UAR se reunirá para empezar a darle forma al proyecto que lidera Emilio Perasso, flamante encargado de la Comisión de Selección.

La primera medida para encauzar el destino del conjunto nacional será la designación del secretario rentado, que se dedicará fulltime a asistir a los seleccionados de todos los niveles (tanto a los entrenadores como a los rugbiers), y de los cinco representantes regionales. Todos mantendrán un estrecho vínculo con Perasso, quien no propuso nombres sino que definió el perfil que debía tener cada candidato (reconocida trayectoria y un profundo conocimiento del juego); los dirigentes de las provincias se ocuparon de eligir a sus hombres.

El cordobés Daniel Graco será nombrado como secretario rentado de selecciones, pero retendrá el cargo actual de organizador de coaching regional (fue contratado el año último por la UAR). "Es una persona muy organizada, un gran gerente. Y si bien no abandonará sus otras obligaciones, esta nueva función será la principal. ¿Si hará todo desde Córdoba? No, repartirá sus tiempos entre Córdoba y Buenos Aires. Pero no sólo se ocupará de los Pumas, estará a disposición de todas las demás selecciones", explicó Perasso.

Para el resto de los puestos, los nombres sugeridos son: Alejandro Petra (por Tucumán), Carlos Lizarraga (por Mendoza), Ricardo Paganini (por Rosario), Aitor Otaño (por Buenos Aires) y Alejandro Oviedo (por Córdoba; también se mencionó a Alejandro Blanco).

Una vez que se defina este nuevo equipo de trabajo, habrá urgencia por elegir quién será el entrenador de los Pumas. Sobre esto, Perasso señaló: "Una vez que el Consejo de la UAR apruebe todos los nombramientos, en una semana, a más tardar, nos vamos a reunir todos y ahí mismo vamos a definir quién o quiénes serán los entrenadores de los Pumas. No podemos demorarnos más".

Sigue la espera de Grau. "Los nuevos estudios confirmaron que aún no se unió el hueso y que tengo un clavo mal colocado", comentó Roberto Grau sobre su prolongada inactividad (casi cuatro meses), a causa de una fractura en el empeine derecho. El pilar de los Pumas fue operado el 18 de enero último, pero aún no presentó mejoras. Grau fue autorizado por Saracens, su club en Inglaterra, para venir a la Argentina (viajará el próximo sábado) a consultar a Mario Larrain, uno de los médicos de los Pumas.

"Si Mario (por Larrain) me dice que me tengo que volver a operar, es probable que le diga que sí. No quiero hacer cuentas, pero es casi seguro que ya me pierdo todo lo que resta del campeonato inglés (finaliza los primeros días de junio), y sólo quiero recuperarme para poder jugar algo este año con los Pumas", manifestó Grau en la charla telefónica con La Nación , desde Londres.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.