LNCorre en el Malba: muestra del boom del running

En el auditorio del museo, ante 250 personas, se desarrolló la primera #experienciaLNCorre; bajo el título "Las edades del running", siete oradores explicaron los beneficios de correr
Damián Cáceres
(0)
30 de abril de 2015  

No estaban vestidos para correr, pero en su mayoría eran corredores. Parecía una entrega de kits, pero en rigor no era una expomaratón. Poco después de las 19 de anteayer, el auditorio del museo Malba se vistió de running. Por un puñado de horas, los fanáticos que día a día se suman a esta actividad participaron de la primera #experiencia LNCorre , producida por la revista de running de LA NACION, con el apoyo de Adidas, Megatlón y Banco Provincia. Desde muy temprano, el museo comenzó a tomar un color distinto, diferente. Una pantalla gigante, un arco de llegada, un podio, entre otros elementos que usualmente pueden observarse en cualquier carrera, cambiaron la fisonomía del auditorio.

Moderados por Daniel Arcucci, Secretario de Redacción y editor de LNCorre, los oradores desarrollaron desde diferentes aristas el fenómeno del running, todos bajo un mismo hilo conductor: "Las edades del running". Tras un video en el que se mostraron diferentes carreras en la Argentina y una adrenalínica cuenta regresiva, Arcucci salió a escena y contó por qué "El futuro ya largó". Su referencia comenzó con un gráfico, que mostraba el "original ciclo de vida del runner". En él, se veía a un bebé ("Nace, primera edad"), a un joven ("Crece, segunda edad"), a una persona mayor ("Cumple 40 años, tercera edad") y finalmente a una persona corriendo ("Echa a correr, la mejor edad"). "La mejor edad es cuando se corre", concluyó. Y afirmó que una experiencia que trasciende puede inspirar a otros para que empiecen a correr. "Corro una carrera contra el tiempo. Tengo poco por perder y mucho por ganar", dijo. Y agregó: "Quizás alguien que lea lo que sentimos al correr se pregunte: ¿y si mi vocación es correr?". Su pregunta apuntó al necesario derrame que el running debería tener en el atletismo con chicos que vean este fenómeno y elijan el atletismo, ya no sólo como una diversión y una forma de sentirse mejor, sino a nivel competitivo. Además, utilizó un estudio de la Universidad Abierta Interamericana según el cual el 38% de quienes corren en la Argentina lo hacen para verse mejor físicamente; el 30,4%, por una cuestión de salud; el 13,1%, sólo por diversión; el 10,2% para desestresarse; y el 8,3% como motor impulsor de mejoras en otras actividades deportivas. En su análisis, y más en profundidad, dijo que 4 de cada 10 argentinos corren. Si bien los hombres aún son mayoría, cada vez más mujeres se suman a esta disciplina. De las mujeres que abrazaron el running como disciplina principal, el 53,3% empezó a correr entre 2010 y 2015. Mientras que entre los hombres que comenzaron a correr en el mismo período, la cifra desciende al 37,6%. Una diferencia que indica, claramente, que en el último lustro las mujeres formaron un núcleo duro ascendente que le disputa el espacio al hombre. Como conclusión, estableció un cuadro comparativo entre los 18 atletas que participaron en la primera maratón de Buenos Aires, en 1984; los 2400 que lo hicieron en 2004 y los 10.000 en la última edición de 2014. Su ilusión, la ilusión de LNCorre, es que en 2024 la Argentina tenga 10 atletas en la cita olímpica.

Luego fue el turno de Will Vargas, atleta de elite y entrenador colombiano, quien habló sobre "La evolución del atleta" y la importancia del juego en el aprendizaje y en el disfrute de los niños. Vargas indicó que hay mucha gente que no juega y que de la nada quiere correr una maratón. "Son personas destinadas a abandonar luego del logro o a sufrir mientras realiza la actividad", afirmó. Para el entrenador de los Boost Girls, un grupo de mujeres que corren por todo el continente, el atletismo no es sólo correr. "Atletismo es correr, lanzar y saltar. Y eso forma parte del juego. Por ello, la importancia de disfrutar al correr", apuntó. En su visión, en la evolución de cada persona se debe recordar que el juego está presente para no perder el gusto, sin importar la edad.

Por su parte, el cardiólogo y maratonista Oscar Mendoza disertó sobre el cuidado del motor del corredor. Tituló su exposición como el "Corazón runner" e indicó: "Hay gente que no sabe que está enferma y corre sin tener noción de las consecuencias que puede sufrir". Para ello, recurrió a una investigación de la revista The New England Journal of Medicine en el que se destaca que entre los 10,9 millones de corredores de maratones de Estados Unidos, entre 2010 y 2014, hubo un evento cardiovascular cada 184.000 participantes y una muerte súbita entre cada 259.000 corredores. "Es muy importante el chequeo previo ante cualquier persona que quiera correr, tanto en reposo como bajo una situación de estrés físico para prevenir cualquier accidente cardiovascular", apuntó. Luego siguió Germán Laurora, profesor nacional de Educación Física, quien ponderó la importancia de entrenar la fuerza máxima para tener un mejor rendimiento y prevenir lesiones. "El trabajo de la fuerza máxima colabora con consumos de oxígeno menores", dijo. A su turno, Mauricio Pagliacci, corredor neuquino de 24 años, narró por qué lo suyo es "Correr la vida" y cómo la montaña, donde comenzó a entrenarse a los 11 años, lo ayudó a forjar su personalidad. "En la montaña, los tropiezos generan marcas que ayudan a que uno crezca y fortalezca su mente. No somos superhéroes a la hora de entrar a la montaña. Tenemos que pedirle permiso para recorrerla y aprender con ella", destacó.

El momento más emotivo se vivió con la entrevista a Elisa Forti, corredora de 80 años, que completó dos veces El Cruce Columbia. "Mi ejemplo no es tan meritorio como otros. No sé por qué. Correr me dio mucha seguridad y confianza", contó doña Elisa (ver aparte).

La función se cerró en modo stand up de la mano del actor y humorista Daniel Campomenosi, quien ensayó una divertida parodia del runner común desde que el hombre empezó a correr hace más de dos millones de años. Y lo sigue haciendo.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.