Lo que la Argentina encontró desde aquella tarde en Barranquilla...