Los Leones se perdieron en un laberinto ante Francia, pero ya están en los cuartos de final del Mundial