Los pumas y un test de apurocon Italia

Por pronósticos de tormenta en Génova, el partido estuvo a punto de suspenderse; se adelantó para hoy, a las 13.15
Jorge Búsico
(0)
14 de noviembre de 2014  

GÉNOVA.- Ésta es la historia de un test internacional que estuvo a punto de no jugarse. Que entra en los libros porque nunca los Pumas vivieron una situación igual y porque es absolutamente inusual en el rugby. En 2012, Francia-Irlanda se postergó por la nieve, pero no hay registros de que se adelante un partido. Lo cierto es que el choque Italia-Argentina será finalmente hoy, a las 17.15 hora local, 13.15 de la Argentina, y no mañana a las 15, como estaba previsto. Ocurre que las autoridades municipales y de Defensa Civil de Génova prohibieron cualquier actividad el sábado, ya que está pronosticado un temporal grado 2.

Hasta ayer a media tarde, el test no se jugaba. Descartado el sábado, la UAR, a través del head coach Daniel Hourcade, manifestó la intención de disputarlo, pero el viernes, ya que el domingo era prácticamente imposible por cuestiones de logística: hay pocos vuelos y lugares disponibles para unir Génova y París, donde el sábado siguiente la selección argentina enfrentará a Francia. Finalmente, llegó la comunicación de realizarlo un día antes y en otro horario, pero en el mismo escenario, el estadio Luigi Ferraris.

También Hourcade se sumó a los cambios que ha tenido éste partido. Ordenó 8, más de medio equipo, en una instancia crucial para los Pumas, a la que ellos mismos instalaron -como bien señaló el nuevo capitán, Tomás Cubelli- tras la muy floja actuación ante Escocia. Una derrota con Italia oscurecería el panorama. Los jugadores lo saben.

La previa del encuentro también es atípica porque no se realizó otra ritual del rugby internacional, como es que los jugadores reconozcan el estadio el día anterior, en lo que se conoce como el captain's run. Esto es una desventaja para los Pumas, ya que minutos antes del kick-off recién tomarán contacto con las distancias, el césped, las tribunas y la luz artificial; a las 16 acá ya es de noche.

No son datos menores, especialmente para los pateadores, los cantos de las jugadas y para el que va a arrojar la pelota en el line. Inconvenientes que deberán sortearse dentro del trámite para un equipo que presentará un pack con escasa experiencia, justamente por donde va el partido puede definirse; el que gane ahí, tendrá buena parte del triunfo.

Las lesiones entre los forwards han complicado más de la cuenta a Hourcade. Del pack que empezó el Rugby Championship no están el capitán Agustín Creevy, Mariano Galarza, Juan Leguizamón, Juan Fernández Lobbe y Pablo Matera. Y también quedaron afuera Benjamín Macome y Rodrigo Báez. Hoy debutará Guido Petti y Facundo Isa lo hará por primera vez como titular. Sólo Marcos Ayerza y, en menos medida, Leonardo Senatore tienen la experiencia en éste tipo de partidos.

Italia posee su punto fuerte justamente en los 8 de adelante, que suman 453 tests contra sólo 135 de sus rivales. Prácticamente apostará todo a ellos. Con la vuelta del paranaense Martín Castrogiovanni (105 tests) y la capitanía del platense Sergio Parisse (106; uno de los mejores octavos del mundo), los azurros apostarán al scrum y al maul como banderas para quebrar a los Pumas. Afuera, no tienen luces y ahí sí los argentinos pueden superarlos, pero siempre y cuando les llegue la pelota.

La gran apuesta de Hourcade para este partido no fueron los 8 cambios (2 de ellos por lesión), sino poner por primera vez en su proceso a Juan Hernández de 10, el puesto con el que debutó aquí mismo en 2005. El jugador formado en Deportiva Francesa hacia tiempo que quería volver al lugar donde se siente más cómodo. También será el pateador. A su lado tendrá por primera vez a Cubelli, quien se ganó este partido después de los pocos minutos que tuvo en Edimburgo. Los Pumas tendrán también una buena apuesta en los centros, con De la Fuente (linda prueba para el rosarino de Duendes) y Agulla, con experiencia y carácter para éste tipo de encuentros.

Será vital que, además de imponer el scrum y sostener el line, los Pumas recuperen la agresividad en el uno contra uno que lucieron en el Rugby Championship. Y que le pongan intensidad al juego, lo que no significa jugar la pelota por jugarla. Es un test crucial tras lo ocurrido en Escocia y deben disputarlo como tal. Tienen a favor que hoy, al menos a la hora del partido, no está pronosticada lluvia.

Se trata de un clásico por todo el morbo que le ha dado tantos argentinos luciendo la camiseta de Italia. Es un rival que aún en menor nivel, siempre complicó y hasta les ganó más de la cuenta a los argentinos. Por eso, en éste test que estuvo a punto de no jugarse, los Pumas tienen que reencontrarse con su juego.

Cubelli: "Nosotros nos metimos en esta situación"

GÉNOVA.- Tomás Cubelli contó sus sensaciones antes de su primer partido en condición de capitán: "No siento presión por la capitanía. Disfruto cada partido en los Pumas y esto es un orgullo, pero también se trata de un hecho fortuito porque Agustín (por Creevy) está lesionado. "Estamos con bronca por lo que pasó con Escocia y somos nosotros los que nos metimos en esta situación de llegar a tener que ganar este partido. Pero no somos más que nadie. Tenemos que demostrarlo en la cancha con nuestro juego. Un deportista profesional tiene que estar preparado para todo, pero sí, es un problema no conocer aún el estadio."

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.