El Mundial de rugby. Los secretos de un cruce que se espera desde el sorteo