Las eliminatorias. Perú profundizó la crisis chilena