La mirada que le faltaba al polo hacia el profesionalismo

Con aceptación, debutaron en la Triple Corona las cámaras en los cascos de los jueces; se busca principalmente evitar roces entre jugadores y referís
Gastón Douglas (h), con la cámara GoPro, en Tortugas
Gastón Douglas (h), con la cámara GoPro, en Tortugas Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro Alfieri
Con aceptación, debutaron en la Triple Corona las cámaras en los cascos de los jueces; se busca principalmente evitar roces entre jugadores y referís
Xavier Prieto Astigarraga
(0)
30 de septiembre de 2015  • 12:16

Por ahora, todos les dan la bienvenida. Las cámaras ubicadas en los cascos de los jueces debutaron en la Triple Corona del polo argentino con gran aceptación. En un deporte al que se entiende como de caballeros pero que suele abundar en -y a veces hartar con- protestas, gritos y hasta insultos, referís y jugadores las ven como una oportunidad de aclarar situaciones en casos de conflicto que excedan los partidos; habrá que ver cómo les caerá con el transcurrir de la temporada, cuando las tensiones y los roces entre polistas y jueces vayan aumentando.

La cuestión es que ayer, con el estreno del Abierto de Tortugas , se dio por primera vez en este nivel en el país el uso de las GoPro, las pequeñas cámaras que graban desde el punto de vista del protagonista. Fue en Alegría 15 vs. Chapaleufú 11 y por ahora se trata de una prueba. El sistema se aplica en torneos de bajo handicap en Bagatelle, cerca de París, desde hace ocho años, y en Inglaterra -el mejor polo de Europa- desde hace dos. Su objetivo es tener evidencias para el tribunal de disciplina. En el caso de la AAP , la revisión de los partidos completos será mediante la televisación habitual; se recurrirá a estas cámaras sólo en caso de conflicto serio posterior, como una infracción violenta o grave y sobre todo, un diálogo ríspido entre protagonistas. Como el movimiento de los jueces, que van a caballo, es mucho, las tomas visuales serían poco útiles en plena acción; el mayor aporte estaría en el sonido, y de ahí uno de los objetivos: que los jugadores reclamen menos y los referís se dirijan en buenos términos a ellos.

El de ayer pudo ser un partido bastante charlado, pero nunca superó lo tolerable. Quizá no fue por la grabación, o quizás un poco sí. "Fue un partido tranquilo. Pero me parece muy bueno lo de la cámara y sirve para que los referís cuiden la forma en que nos hablan", celebró Eduardo Heguy, de Chapaleufú. A Daniel Boudou, una de las autoridades, se le bajaba el casco por el peso del adminículo, pero eso no incidió en su actuación. "Todo lo que sirva, suma", coincidió con el otro juez, Gastón Dorignac (h.). Lucas Monteverde (Alegría), que fue una vez suspendido por un incidente verbal en Hurlingham, festejó la innovación: "Esto está recontra bueno. ¿Aquella sanción? Con esto era nada que ver...".

Las GoPro llegaron al polo mayor. Casi como en un juego de palabras con su nombre, son otro paso hacia el profesionalismo. Si van a quedarse, se verá durante la temporada.

Alegría festejó en la apertura

Alegría se quedó con el primer partido de la Triple Corona
Alegría se quedó con el primer partido de la Triple Corona Fuente: LA NACION - Crédito: Mauro Alfieri

El Abierto de Tortugas Gran Premio FiberCorp se inauguró con un 15-11 de Alegría sobre Chapaleufú por la Zona A, en un encuentro que al ganador le costó más que lo que el tanteador sugiere y que resolvió en los últimos dos chukkers. Alegría, que viene de ser subcampeón en el Abierto de Jockey, finalmente no repitió caballos y tuvo un solo penal directo al arco (de 30 yardas), contra un rival experto en conseguir bochas paradas, pero que esta vez fue poco eficaz (falló 5 penales sobre 11 a los mimbres). El grupo continuará este sábado, con La Dolfina vs. Chapaleufú.

Hoy será el turno del B, que se iniciará a las 16 con La Aguada-Las Monjitas (34) vs. La Aguada (34). Quedará libre Ellerstina, que debutará el domingo.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.