Rafaela, la sorpresa que puso en aprietos al Ciclón

Christian Leblebidjian
(0)
26 de noviembre de 2013  

A pocos días de comenzar la pretemporada, Jorge Burruchaga estaba preocupado. Debió agudizar el ingenio y buscar refuerzos con recursos muy distintos a los de Boca, River o San Lorenzo. Encima, había perdido al emblema Guillermo Sara. El arquero no sólo confiable por su seguridad y por atajar penales, sino que también le daba puntos importantes con sus largos y potentes saques, que muchas veces finalizaban (sobre todo en un campo de juego más corto como el de Rafaela) en goles. También se fueron Carniello, Fontanini, Domínguez, Carrera, Ferro y Grazzini, entre otros. Burruchaga terminó incorporando sobre el final. Pero tomemos el equipo titular que salió a jugar el sábado por la noche y hagamos el siguiente ejercicio en cuanto a las valoraciones que tenía cada uno de ellos antes del inicio del torneo: Rafaela formó ante el Ciclón con un sistema 4-4-2: Conde; Rodales, Garcé, Erramuspe y Francisco Martínez; Canuhé, Ferreira, Fissore y Eluchans; Albertengo y Vera.

  • Esteban Conde: más allá de que se incorporó al joven Gonzalo Marinelli, de River, el arquero de 30 años debía reemplazar a Sara y, con apenas dos partidos en primera, donde había recibido tres goles.
  • Andrés Rodales: lateral de muy floja labor en Tigre. Poco desequilibrio en ataque y poca resistencia en la marca.
  • Ariel Garcé: tras su cuestionada presencia en Sudáfrica 2010, tuvo rendimientos muy por debajo de lo necesario para primera división, tanto en Colón como en Argentinos.
  • Rodrigo Erramuspe: central que en Lanús, Unión y Huracán había sido más utilizado como lateral derecho. Si bien gana mucho de arriba, no se pelearon por él en el último mercado.
  • Francisco Martínez: lateral izquierdo de 1m87. Lo hizo debutar Pepe Romero en All Boys en 2011. Llegó a Rafaela con 26 partidos y descartado por Julio Falcioni, que había elegido por encima suyo a Soto y Bustamante, a quien conocía de Banfield.
  • Cristian Canuhé: volante zurdo que Burruchaga conocía de Defensa y Justicia. Llegó para este torneo desde Audax Italiano, de Chile. Frente al Ciclón jugó por la derecha, con perfil cambiado.
  • Diego Ferreira: Nº 5 batallador con poco juego. Tiene altura (1m82) para hacer diferencia en las pelotas paradas . En Tigre no rindió.
  • Matías Fissore: un volante mixto con trayectoria en el club, aunque en la temporada 2012/13 no tuvo mucha continuidad.
  • Juan Eluchans: Puede hacer diferencia con la pegada de media distancia y los tiros libres. Nunca fue indiscutido en Atlético.
  • Lucas Albertengo: Antes del Inicial 2013, sólo había jugado un par de partidos como titular. Sólo Burruchaga parecía confiar en él.
  • Diego Vera: delantero uruguayo que había llegado en el Final 2013 pedido por el actual DT. Pasó por China y Colombia y sus últimos clubes habían sido Liverpool de Uruguay y Querétaro de México.
  • Uno de sus principales refuerzos, Adrián Bastía, había sido descartado por Colón. César Mansanelli era suplente en Belgrano y Marcos Figueroa estaba en baja en Argentinos. Se potenciaron rendimientos en función de una idea colectiva. Si, como corresponde, le dieran ganado su partido ante Colón, Rafaela llegaría a los 28 puntos. Y el sábado tuvo contra las cuerdas al líder San Lorenzo. En el balance, Conde respondió y hasta atajó penales; Garcé y Erramuspe levantaron su nivel; Eluchans aportó lo suyo y Rodales, hasta dos goles. Depetris, uno de los que ya estaba, sumó 6 asistencias; Canuhé demostró desequilibrio y criterio para pisar el área rival y finalizar las jugadas; Albertengo tiene movimientos para seguir con atención y Vera es uno de los goleadores del campeonato. Al margen de los sistemas utilizados (5-3-2 y 4-4-2) la única forma de explicar la campaña de Rafaela es el trabajo en equipo. No sé si Burruchaga soñaba con un torneo así, pero él tuvo mucho que ver para que la sorpresa se desenvuelva de esta manera.

    MÁS LEÍDAS DE Deportes

    ENVÍA TU COMENTARIO

    Ver legales

    Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

    Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

    Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.