River no pierde la confianza

Hoy, desde las 21.10, jugará con Unión de Santa Fe en el Monumental; vuelve Ortega
(0)
27 de octubre de 2000  

River, a ocho puntos de Boca, el líder del Apertura, no pierde la esperanza cuando faltan ocho fechas del final. Hoy, por lo pronto, se medirá con Unión, de Santa Fe, en el Monumental, a las 21.10, en el choque adelantado de la 12a jornada del certamen, que seguirá mañana con Huracán v. Newell´s, en Parque de los Patricios, y se completará el domingo con un partido clave: Colón con Boca, en Santa Fe.

El domingo último, River igualó 2 a 2 con Argentinos, a duras penas, tras ser expulsados Aimar y Husaín. Y hoy se medirá con Unión, curiosamente el rival de otro duro momento de River, cuando el equipo de la Ribera lo eliminó de la Copa Libertadores; en aquella oportunidad -a mitad de año- los santafecinos le ganaron en el propio Monumental por 4 a 1.

Ahora, el equipo dirigido por Américo Gallego necesita un triunfo -sí o sí- para seguir dando pelea en el Apertura.

En River habrá tres cambios con respecto al equipo que empató 2 a 2 con Argentinos Juniors: Cristian Ledesma volverá a tener una oportunidad después de 65 días de ausencia -la última vez que había jugado fue en el empate 1 a 1 con Boca, en la Bombonera-, y reemplazará a Claudio Husain, expulsado.

Leonel Gancedo también volverá a la titularidad en lugar de Damián Alvarez, que ante Argentinos tuvo un flojo desempeño, mientras que Ariel Ortega, que cumplió una fecha de suspensión, jugará en lugar de Pablo Aimar, expulsado el domingo último.

Unión viene en ascenso y quiere seguir sumando puntos en su lucha por no descender. El director técnico Nery Pumpido hará una variante con respecto a la formación que igualó sin tantos con Lanús. Ariel Donnet, recuperado de una distensión en la rodilla derecha, jugará en lugar de Eduardo Magnín, que acumuló cinco amarillas.

Está claro que tanto River como Unión -con intereses distintos- llegarán con suficientes argumentos para darle vida al choque de esta noche. Y en el caso de River, nada menos que no perderle pisada a Boca, el eterno adversario.

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.