Facundo Isa: “Estaba esperando este momento”

El santiagueño será titular frente a Georgia y debutará en una Copa del Mundo al lado de su ídolo Juan Manuel Leguizamón
Fuente: LA NACION - Crédito: Aníbal Greco
El santiagueño será titular frente a Georgia y debutará en una Copa del Mundo al lado de su ídolo Juan Manuel Leguizamón
Alejo Miranda
(0)
24 de septiembre de 2015  • 23:14

GLOUCESTER, Gran Bretaña.– En 2007, Facundo Isa estaba por cumplir 15 años y se debatía entre jugar al rugby o al básquetbol. Pero hubo un hecho que marcaría su destino: el Mundial de Francia. Allí, un santiagueño como él empezaba a perfilarse como figura. "Lo que hizo ese equipo me tocó por dentro. Veíamos todos los partidos con mis amigos, y especialmente porque estaba Legui. Pensábamos, si él llegó, ¿por qué nosotros no? En ese momento ni soñaba con jugar en los Pumas . Lo único que quería era jugar. Para mí, mis compañeros tenían más posibilidades que yo. Después fui progresando: primera del club, Pumitas, Jaguares, Pampas XV… Uno siempre quiere ir subiendo".

Tanto subió que, a los 22 años, Isa debutará en un Mundial. Hoy, en el Kingsholm Stadium de esta ciudad, ante Georgia, estará al lado de quien fuera su inspiración hace ocho años: Juan Manuel Leguizamón. "Estoy muy contento. Estaba esperando este momento y ahora espero poder dar lo mejor", dice a LA NACION, sin disimular su felicidad por haber sido elegido por Daniel Hourcade .

Matías Alemanno y Facundo Isa, los debutantes
Matías Alemanno y Facundo Isa, los debutantes Crédito: UAR

El entrenador de los Pumas impulsó un gran recambio de jugadores cuando asumió efectivamente, en junio de 2014. Pero, pese a que había deslumbrado en los Mundiales juveniles de Sudáfrica 2012 y Francia 2013, y que se había destacado en la Pacific Cup 2014 con Pampas XV, no estuvo en la primera convocatoria del tucumano. La oportunidad le llegó casi por azar. Una serie de lesionados en la pareja tercera línea le abrió la puerta en la gira por Europa, en noviembre. No sólo cumplió, sino que fue una de las figuras de aquel viaje que incluyó una victoria ante Francia, en París. "Aquello me dio mucha confianza", recuerda. "Traté de ser responsable con la parte que me tocaba y eso lo traté de transmitir adentro de la cancha".

Pese a que tuvo grandes actuaciones ante Nueva Zelanda y Australia en el Rugby Championship de este año, para el debut mundialista ante los All Blacks Hourcade se inclinó por Leonardo Senatore para el puesto de octavo. Como en noviembre, la lesión de un tercero le permite saltar al primer equipo. "Me tomé con mucha tranquilidad el hecho de no estar entre los 23 en Wembley", asegura. "Sabía que me perdía un gran partido, pero no fue una desilusión, para nada. Los seis terceras líneas somos muy parejos y cualquiera que entre va a estar en un buen nivel, ya sea Legui, Pablo, Leo… cualquiera. Hoy me toca estar entre los titulares y no veo la hora de que empiece el partido".

Enfrente estará Georgia, un rival que, como repiten todos en el plantel, para vencer, hay que ganar la batalla de forwards. "Son muy fuertes, hay que golpearlos primero con los forwards, ganar el breakdown para poder hacer un juego dinámico y que los tres cuartos marquen la diferencia", explica el santiagueño. Su rol será fundamental como ball carrier para ganar la línea de ventaja en cada embestida, una de sus grandes virtudes, así como el tackle ofensivo.

Isa conoce a los georgianos por haber jugado ante ellos con los Jaguares, en la Tbilisi Cup. En aquel equipo argentino también estaba Juan Pablo Socino, que se lució con 21 puntos y comenzó a ganarse un lugar en el plantel mundialista. En Georgia había siete jugadores que estarán hoy entre los 23. "Fue un partido muy duro, que empezamos perdiendo y remontamos con los penales de Juampi y que ganamos al final gracias a un gran try de Ramiro Moyano", recuerda.

Hoy, Isa volverá a enfrentarlos, pero en un contexto totalmente distinto. En las tribunas, junto con unas 40 personas de Santiago Lawn Tennis, estarán su padre Daniel, su madre Claudia y algunos tíos, que fueron los que lo impulsaron a jugar al rugby cuando su padre se inclinaba por el básquetbol. De base de Independiente (hoy Quimsa) a octavo de los Pumas, Facundo Isa recorrió un largo camino. Un camino que, en realidad, recién empieza. Todavía falta lo mejor.

MÁS LEÍDAS DE Deportes

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.