El escenario. Los Pumas, frente al año de la necesaria renovación