A 140 días del Mundial. Seguridad y transporte, la inquietud