Seis Naciones: la increíble derrota de Francia, el rival de los Pumas en el Mundial, que ganaba por 16 a 0

El festejo de Gales: Francia no lo puede creer
El festejo de Gales: Francia no lo puede creer Fuente: AP - Crédito: Christophe Ena
(0)
1 de febrero de 2019  • 19:36

Una multitud celebra en el Stade de France una fina obra de rugby champagne de Francia, hábil, práctico, contundente, fiel exponente de las mejores destrezas. Se baja el telón del primer acto, en la apertura del tradicional torneo Seis Naciones , con una exhibición, también, en los números: el conjunto azul supera a Gales por 16 a 0. Sin embargo, el deporte -y el rugby, en este caso, en particular-, puede ofrecer suspenso, drama y emoción cuando pocos lo esperan. El equipo rojo, en su versión más sanguínea, transforma la historia en una segunda parte inolvidable, con tries, errores, tropiezos, heridas y el colmillo afilado hasta el segundo final. Gales gana por 24-19, con una reacción espectacular, en un partido increíble, brillante presentación del mejor rugby de Europa.

El minuto final es una obra perfecta del rugby: Francia, arrebatado, detrás del orgullo perdido y Gales, con el corazón en la mano, convencido de que los minutos vuelan. Los franceses quedan tendidos, arrodillados, los galeses se abrazan con la incredulidad del contexto, bajo un frío intenso, de menos de 5 grados y una llovizna helada, imperceptible, incómoda. Los Dragones Rojos suman su décimo triunfo consecutivo en partidos internacionales.

Es un torneo ideal que sirve como preparación para la Copa del Mundo de Japón que se disputará a partir del 20 de septiembre en Japón. Evidentemente, les Bleus no tienen una identidad definida. Y ese concepto debe saberlo aprovechar los Pumas, que tendrá a este exigente seleccionado europeo como adversario en el debut del Mundial. El equipo nacional, que integra el Grupo C, hará su presentación ante Francia, en Tokio, el sábado 21 de septiembre a las 16:15 (las 4:15 de nuestro país). En la misma zona están Inglaterra, Tonga y Estados Unidos. Ese primer encuentro será decisivo: Francia es una formación en construcción que enamora primero y se derrumba después, con algunos errores infantiles.

Los Bleus terminaron 2018 con una derrota histórica frente a Fiji por 21-14 y arrancaron con otro golpe doloroso, impensado. Otro detalle para tener en cuenta: Gales le cortó todos los caminos ofensivos a Francia, que con el transcurrir de los minutos se convirtió en una formación previsible, sin sorpresa ni cambio de ritmo. Los Pumas tienen armas para encontrar esos resquicios, aunque todavía falte un largo camino hasta el Mundial.

El certamen seguirá este sábado con los partidos: Escocia-Italia, en Murrayfield, de Edimburgo e Irlanda- Inglaterra, en el Aviva Stadium, de Dublín. Irlanda es el vigente campeón: un año atrás, superó por 28-8 a Escocia, en Dublín.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.