El All England abre otra vez las puertas de la leyenda

Hoy comienza el tercer Grand Slam de la temporada; Hewitt y Venus Williams son los máximos preclasificados
Hoy comienza el tercer Grand Slam de la temporada; Hewitt y Venus Williams son los máximos preclasificados
(0)
24 de junio de 2002  

LONDRES.- Una multitud esperando para ingresar en el All England Lawn Tennis & Croquet Club, sobre la calle Church Road, en la parte sur de Londres. Carpas ocupadas durante varios días en procura de conseguir un ticket y decenas de vendedores ambulantes en los alrededores de un club de leyenda, con apenas 375 socios plenos. Y llueve, siempre; a veces garúa, por momentos diluvia, pero los aguaceros son parte esencial de ese inconfundible estilo británico que combina césped, tradición, orden y puntualidad. Todo eso es Wimbledon, el tercer torneo de Grand Slam de la temporada, que comienza hoy.

En este Londres donde todavía se habla del jubileo dorado de la reina y de un Mundial de fútbol que ya apagó las ilusiones de David Beckham y compañía, la Catedral ya está preparada para recibir a los mejores. Considerado por muchos como el torneo más importante del año, odiado por otros por la lluvia, el protocolo y las reglas especiales, el Grand Slam británico renueva una fiesta más que centenaria. Un Wimbledon que, en esta oportunidad, contará con una gran participación argentina (ver aparte) y varios candidatos entre los varones para un título que es sinónimo de gloria.

El australiano Lleyton Hewitt , campeón del US Open del año último, parte como máximo favorito, y para ello apuesta a su juego de contragolpe desde la base y a una muy buena devolución. "Si llego a la segunda semana, tendré mucha confianza; ahora tengo la seguridad de que puedo ganar un torneo de Grand Slam", comentó Hewitt, que el año último llegó a los octavos de final aquí, y que tendrá un debut complicado ante el sueco Jonas Bjärkman , reciente ganador en Nottingham. También hay que esperar para saber cómo se recupera el australiano del virus estomacal que lo obligó a retirarse en la semifinal de Hertogenbosch.

Tim Henman , el mejor jugador británico, es el 4° favorito y el que carga con la esperanza y la presión de darle un título en Wimbledon a Inglaterra después de 66 años (Fred Perry fue el último, en 1936). Nada fácil, pero el presionado jugador de Oxford, de 27 años, semifinalista en tres oportunidades, presume que en esta temporada, sin candidatos fijos a la vista, puede cruzar la barrera. Todas las fichas están puestas en su actuación, incluso, las casas de apuestas inglesas lo dan como el principal candidato.

Pete Sampras lleva dos años sin ganar un título -el último lo obtuvo justo aquí- y no llega en buenas condiciones, pero sus siete trofeos en Wimbledon obligan a incluirlo en la nómina de favoritos. De todos modos, el norteamericano estará en duda hasta último momento, ya que anteayer, previamente a un match de exhibición con el austríaco Stefan Koubek, se lesionó la espalda. Hoy debería debutar ante el británico Martin Lee.

Por tradición, el defensor del título entre los varones abre el campeonato en el court central, pero esta vez habrá cambios. El campeón de 2001, el croata Goran Ivanisevic , no jugará porque se recupera tras una operación en el hombro izquierdo, y el finalista, Patrick Rafter , se retiró del circuito en forma temporaria.

Sampras era el elegido por la organización, pero se negó a causa de su dolencia. Así, el encargado de la inauguración será el norteamericano Andre Agassi , 3er favorito y campeón aquí en 1992. El Kid de Las Vegas abrirá la prueba, a las 9 de nuestro país (las 13 en Londres), frente al israelí Harel Levy.

Vale el dato acerca de esta costumbre, casi un sello más del torneo: la última vez que un defensor del título no cumplió con el ritual de abrir la central el primer lunes de competencia, a las 13 en punto, fue en 1973. Ese fue el año del boicot de la Asociación de Tenistas Profesionales en apoyo de Niki Pilic, y el norteamericano Stan Smith, ganador de 1972, no se presentó en el torneo.

Además de los mencionados Ivanisevic y Rafter, Wimbledon sentirá otras ausencias entre los caballetos. Por distintos motivos, faltarán a la cita sobre césped el español Albert Costa, campeón de Roland Garros (está en luna de miel), Gustavo Kuerten, Carlos Moya, Alex Corretja, Sebastien Grosjean, Tommy Haas, Marcelo Ríos y Karol Kucera.

A diferencia de lo que sucede entre los hombres, el cuadro femenino no ofrece muchas variantes en cuanto a las favoritas: las hermanas Venus y Serena Williams son las grandes candidatas; sobre todo la primera, campeona en 2000 y 2001, cuya potencia y servicio la distancian del resto. Y por eso se espera otra final de Grand Slam entre las morenas norteamericanas.

Ausentes la suiza Martina Hingis (campeona en 1997) y la norteamericana Lindsay Davenport (1999), sólo Jennifer Capriati y las belgas Kim Clijsters y Justine Henin aparecen como las únicas capaces de dar batalla a las Williams sobre el césped. Ese torneo único y tradicional que renueva la historia de su propia leyenda.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.