Opinión. Entre el examen y la oportunidad