Le ganó a Ancic en tres sets. Federer llega con un andar tranquilo