Punto final: Guido Pella perdió con Dominic Thiem en el ATP 500 de Barcelona y no podrá cruzarse con Rafael Nadal

Barcelona Open Banc Sabadell ATP World Tour 500
  • 7
  • 6
  • -
Dominic Thiem AUT
  • 5
  • 2
  • -
Guido Pella ARG
(0)
26 de abril de 2019  • 14:07

El bahiense Guido Pella, el tenista argentino de mejor rendimiento durante 2019, perdió con el austríaco Dominic Thiem en los cuartos de final del ATP 500 de Barcelona, en el que está en juego el tradicional trofeo Conde de Godó. El resultado (7-5 y 6-2 para la quinta raqueta del mundo) es un reflejo de lo que ocurrió: hubo un primer set luchado, que con esfuerzo se llevó el austríaco; luego de eso, el partido se inclinó definitivamente. Así, Thiem enfrentará a Rafael Nadal en una de las semifinales, este sábado.

El argentino, de 28 años, tenía un historial igualado con Thiem, puesto que lo venció en Río de Janeiro 2016 y en Chengdú 2017, y perdió en el abierto de Australia y el ATP de Buenos Aires, ambas veces en 2018.

Thiem le ganó a Pella en una hora y cuarenta y dos minutos.
Thiem le ganó a Pella en una hora y cuarenta y dos minutos. Crédito: DPA

Pella atraviesa su mejor temporada en el circuito (y se traduce en su mejor ranking histórico) tras haber sido campeón en San Pablo, donde conquistó su primer título, finalista en Córdoba y semifinalista en Buenos Aires.

En Barcelona, Pella había vencido sucesivamente al portugués Joao Sousa (50), al ruso Karen Khachanov (13) y al francés Benoit Paire (46).

Nadal, a semifinales

Fuente: AP - Crédito: Manu Fernandez)

El tenista español Rafa Nadal ha ganado este viernes a Jan-Lennard Struff (7-5 y 7-5) en los cuartos de final, en un duelo igualado en el que el alemán estuvo agresivo y puso en aprietos a un rival que está cada vez más cerca de su duodécimo título en su club de afiliación.

No hubo roturas en los primeros cinco juegos del segundo set, ni una sola bola. El manacorí y Struff estuvieron serios y sin errores en sus servicios, y el partido avanzó lento hacia un final igualado en el que Nadal decantó la balanza a su favor tirando de veteranía y solidez.

Se llegó al 6-5 sin roturas, todavía, pero el número 2 del mundo aprovechó la segunda de sus tres bolas de partido, al saque del alemán, para celebrar el pase a 'semis' con un puntazo, un tiro a la carrera inapelable, que celebró por todo lo alto después de 1:43 horas en pista.

Previamente al último juego, sólo había tenido dos bolas de rotura Nadal, en el octavo juego y con 4-3 para el manacorí, pero no las aprovechó. No obstante, después de dos juegos en blanco para uno y otro, y con 6-5 en el marcador, Struff se puso tenso, falló hasta verse 0-40 abajo y sólo pudo salvar una de las bolas de rotura.

Fuente: AP - Crédito: Manu Fernandez)

Nadal empezó el partido con su saque y lo defendió. También hizo lo propio el alemán, número 51 del mundo y que el jueves se regaló en su 29 cumpleaños el poder jugar ante el de Manacor. Pero éste le rompió el segundo servicio, se puso 4-1 arriba y, pese a ceder también una rotura en el saque, cerró la manga con 7-5 tras un juego en blanco en el servicio de Struff.

Sin lluvia, sin el fresco de los días previos en Barcelona que era inusual en estas fechas, la Pista Central del RCTB-1899 no pudo ver tampoco el mejor tenis de un Nadal que, no obstante, hizo valer su experiencia, su buen juego de fondo de pista y su mejor muñeca para imponerse.

Sufrió, eso sí. Parecía que el alemán, por nombre, no sería rival pero viene haciendo un gran tenis en Barcelona. Eliminó a Hugo Dellien en Primera Ronda, ninguna sorpresa. Pero se cargó al décimo cabeza de serie del torneo, el belga David Goffin, en Segunda Ronda (7-6 y 6-3) y al número cinco y vigente finalista, el griego Stefanos Tsitsipas, en Tercera Ronda (6-4, 3-6 y 6-2).

La otra semifinal la disputarán el japonés Kei Nishikori, bicampeón en Barcelona, ante el ruso Daniil Medvedev. De momento, Nishikori ha ganados dos de los tres únicos enfrentamientos previos entre ambos. El nipón no está desplegando su mejor tenis y, el ruso, está en plena forma en este arranque de 2019.

Será un duelo de gran nivel entre un Nishikori que quiere otra final más en un Godó cuasi fetiche, y un Medvedev que, siendo el séptimo cabeza de serie del cuadro, buscará la sorpresa y poder disputar el partido por el título el domingo, sea ante el 'rey' Nadal o no.

En la tercera ronda se deshizo del 'lucky loser' Nicolás Jarry (6-3 y 6-4) en menos de hora y media. Por su parte, Nishikori eliminó a otro repescado, el español Roberto Carballés (6-4 y 7-5) en 1:53. Carballés sólo perdió dos de sus saques pero el nipón fue más muro que nunca, no erró y le apeó de un torneo que ha sido positivo para él tras la decepción inicial de no pasar la fase previa.

Medvedev, de 23 años y número 14 del mundo, cayó en las semifinales del Masters 1000 de Montecarlo ante Dusan Lajovic, y también llegó a 'semis' en Róterdam (Países Bajos), ganó el ATP 250 en Sofía (Bulgaria) y perdió la final de Brisbane (Australia) ante, precisamente, Nishikori. Un 2019 bueno que puede mejorar más si se venga del japonés.

ADEMÁS

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.