La 9 de Julio, inundada de cancha de tenis