Grupo C | El seleccionado. Todo sirve contra los malos augurios