Tras los anillos

Día de hockey. Simon, en Bolivia. Moceanu, descartada. Ganó Edwards. Problemas en Sydney.
Día de hockey. Simon, en Bolivia. Moceanu, descartada. Ganó Edwards. Problemas en Sydney.
(0)
21 de agosto de 2000  

Día de hockey

Hoy, en el Estadio Nacional de Quilmes, se hará la despedida de los seleccionados nacionales de hockey sobre césped. A las 16.30, el seleccionado femenino se medirá con Sudáfrica en el último partido de la serie de amistosos entre ambos conjuntos.

Previamente, a las 15, el seleccionado masculino mayor lo hará con el junior. Y en el comienzo de la jornada, habrá encuentros de menores y juveniles.

Simon, en Bolivia

El velocista bahiense Gabriel Simon, que tiene el récord argentino de los 100 metros con 10s23/100 y participará de los Juegos Olímpicos, corrió ayer el hectómetro en la altura de Cochabamba, Bolivia, donde registró un tiempo de 10s49/100 en las series y de 10s41/100 en la final.

Cobanea, arriba

La tandilense Elisa Cobanea, que correrá los 5000m en Sydney, se impuso en una carrera de ruta realizada en Mar del Plata, con un tiempo de 52m15s.

Moceanu, descartada

La gimnasta rumana nacionalizada norteamericana Dominique Moceanu quedó fuera del equipo olímpico de los Estados Unidos. La más joven integrante del team denominado Las siete magníficas, que en Atlanta ´96 ganó el oro en la competencia por equipos, fue marginada, ya que por una lesión en una rodilla no pudo presentarse en los selectivos. En estas pruebas también sufrió una lesión Shannon Miller y su partici pación está en duda.

Ganó Edwards

El británico Jonathan Edwards, recordman mundial de salto triple, estableció en la reunión de atletismo de Leverkusen la mejor marca mundial del año con un registro de 17,62m. Edwars se impuso al campeón del mundo de la especialidad, el alemán Charles Friedek, que salió segundo con 17,14 metros.

Problemas en Sydney

En Sydney, los atrasos en la red ferroviaria y las pérdidas de equipaje en el aeropuerto siguen sin solución a menos de un mes de los Juegos Olímpicos.

Lo que se torna preocupante es la situación para cuando el tráfico se haga intenso por los Juegos. En consecuencia, los organizadores evalúan la posibilidad de disponer el atraso del comienzo de varias pruebas, si los aficionados no arriban en horario a raíz de las demoras en los trenes.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.