El jockey José Santos está a un paso de la gloria

Si vence con Funny Cide en el Belmont Stakes, será el primer sudamericano que obtiene la Triple Corona
Julio Guimaraes
(0)
19 de mayo de 2003  

" A mí me gusta hacer mi trabajo hasta el final y ganar por todo lo que pueda. En eso, soy diferente a Leguisamo, que amaba vencer por una cabeza."

Del otro lado del teléfono, la voz de José Santos suena distendida. Son las dos de la tarde en Nueva York y el jinete que anteayer ganó por casi diez cuerpos el Preakness Stakes con Funny Cide no para de dar entrevistas en el vestuario de jockeys de Belmont Park.

Todos quieren obtener una palabra de Santos. Por allí, dos cronistas de la TV norteamericana esperan su turno. En otro teléfono, la prensa de Chile también lo aguarda. Santos da una y otra exclusiva, aunque pronto deberá suspenderlas para subirse a la montura de Monkey Junior, que lo espera en la pista.

No se sabe si el jinete chileno disfrutó más el hecho de haber vencido en el segundo pase de la Triple Corona o saber que su honor está a salvo, tras aquella acusación, desestimada, de correr en el Kentucky Derby portando una pila.

"Fueron días en los que sentí mucha vergüenza y deseaba que mi nombre volviera a estar limpio", dice.

Se le pregunta cómo vivirá, entonces, los próximos 21 días que lo separan del 7 de junio, cuando volverá a encontrarse con Funny Cide para intentar completar la serie norteamericana. "Los viviré día a día. Y si me dejaran, hasta disfrutaría tenderme una cama dentro del box del caballo para aguardar allí la carrera. Pero no será necesario. El cuidador -por Barclay Tagg- hará su trabajo y yo luego haré el mío."

Tres semanas separan al Preakness del Belmont Stakes y 2400 metros a Funny Cide de la Triple Corona. ¿Podrá ganar en una distancia nueva? "Creo que mi caballo no tendrá complicaciones. Le agradezco por la llamada. Debo colgar ahora. Me esperan en la pista", dice, y se despide. Lo espera Monkey Junior, un caballo con el que también trabajó hasta el final, como a él le gusta.

El quinto, en siete años

Con Funny Cide, ésta es la quinta vez en los últimos siete años que un potrillo gana los dos primeros pases de la Triple Corona de los Estados Unidos y queda en la puerta para completar la serie. Silver Charm, Real Quiet, Charismatic y War Emblem fueron los anteriores, pero el Belmont Stakes les resultó adverso.

El último triple coronado fue Affirmed, en 1978, y de conseguirlo, Funny Cide sería el duodécimo caballo que logra terminar bien la serie.

El potrillo ya estuvo cerca de un récord, pues la diferencia de 9 cuerpos y tres cuartos casi iguala la mayor ventaja que un caballo hizo en la carrera, cuando Survivor la ganó por diez cuerpos en 1873.

ADEMÁS

MÁS LEÍDAS DE Deportes

Esta nota se encuentra cerrada a comentarios

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.