Insólito castigo en la Fórmula 1. Una simbólica sanción a Schumacher