Apuran los acuerdos de precios