Un gran campo de prueba para innovadores

El país tiene un alto potencial tecnológico, pero debe hacer foco en sus fortalezas,La innovación sumada a un buen mensaje puede abrir puertas hacia nuevos clientes
(0)
15 de noviembre de 2015  

Bitcoin, carreras del futuro, fortalezas tecnológicas de cada país y el rol del Estado para con las empresas del mañana fueron algunos de los temas que se tocaron en el segundo panel del encuentro "Los negocios del futuro", organizado por la nacion y el ITBA, que llevó el nombre "Del pensamiento a la acción".

En este primer panel estuvieron Joaquín Moreno, experto en criptotecnología y bitcoin; Guillermo Anlló, economista de la UBA y experto en biotecnología; Lucas Tavolaro Ortiz, programador y campeón para América latina en el Mundial de Programación de Rusia, y Carlos Miceli, emprendedor.

Abrió el juego Anlló, que comentó que todo empresario es innovador. "La particularidad de la Argentina, donde hay vaivenes económicos de todo tipo, es un gran campo de prueba para las innovaciones", afirmó.

Moreno, por su parte, explicó que el bitcoin es un sistema en el cual se puede confiar para hacer transacciones. Puede ser un sistema de votación, un certificado de pertenencia de un bien o una moneda. "Al pensar en esta cadena de bloques tenemos que pensar que es una fuente de confianza que puede ser usada para un montón de procesos. En el país hay mucha utilización del bitcoin, porque hay muchos desarrolladores de software que trabajan con ella", indicó el especialista.

En un momento se preguntó qué carreras aconsejarían escoger a los estudiantes del futuro. Tavolaro Ortiz respondió que, a la hora de elegir una carrera, hay que hacer lo que a uno le gusta, pero también es fundamental tener conocimiento de qué carreras hay. "Porque en la rama de la ciencia y tecnología hay muchísimas, y no siempre se las conoce a todas. Hay que tomarse el tiempo para ver cuáles son todas las opciones", remarcó.

"Además de todo, yo recomiendo en primer lugar que estudien inglés, porque va a ser una herramienta fundamental", acotó Miceli, quien hace poco se convirtió en ciudadano digital de Estonia.

A la hora de hablar si la tecnología empareja la cancha para países con emprendedores como la Argentina, Miceli contestó que sí. "Pero hay que ver cuáles son las fortalezas de cada lugar en particular. Por ejemplo, Estonia se enfocó mucho en lo que ellos hacen muy bien, que es la tecnología digital. La tecnología nos sirve si es que no todos queremos competir con Silicon Valley y nos dedicamos a progresar en lo que somos más fuertes", aclaró este emprendedor.

Anlló comentó que la tecnología va a cambiar las reglas de juego y que la Argentina va a estar bien parado para aprovecharlas. Porque el mundo va a empezar a demandar recursos renovables que el país está en muy buenas condiciones de producir. "El tema es cómo se va a potenciar eso y cómo se va a desarrollar desde ese lugar."

En cuanto al rol del Estado, todos coincidieron que lo que se le pide es que no trabe los procesos de las empresas que quieren innovar y que acompañe, por supuesto, con políticas públicas para hacer posible que el emprendedor tenga éxito.

ENVÍA TU COMENTARIO

Ver legales

Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellos pueden ser pasibles de sanciones legales. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algún comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.

Para poder comentar tenés que ingresar con tu usuario de LA NACION.

Descargá la aplicación de LA NACION. Es rápida y liviana.